Gestión simplificada de escritorios

Gestionar un entorno de escritorios puede representar un gran esfuerzo para cualquier departamento de TI. Recientes tendencias como la movilidad y el uso de dispositivos personales (BYOD) generan nuevas demandas por parte de los usuarios y nuevos problemas para los equipos de TI. Estas tendencias contribuyen a aumentar la productividad de los empleados, pero exigen la flexibilidad de los dispositivos y de acceso a la vez que los usuarios se dirigen a un modelo de trabajo «siempre disponible, en cualquier lugar». Y, con el crecimiento de las organizaciones, crece también la complejidad del entorno de escritorios.

Los equipos de TI que se ocupan de gestionar el entorno de escritorios tienen que ir más allá del mantenimiento rutinario de los escritorios y buscar soluciones para hacer frente a los nuevos problemas de los dispositivos, el acceso y la seguridad. Los métodos tradicionales de gestión de escritorios tienen poca capacidad de innovación y poca flexibilidad para admitir nuevos estilos de trabajo.

Las soluciones de VMware centralizan los activos de escritorios para contribuir a simplificar su gestión y aumentar la seguridad y el control. Por otra parte, abordan los nuevos requisitos de los usuarios. Este nuevo modelo ayuda a los equipos de TI a abordar los desafíos que plantean actualmente los escritorios y a evolucionar para satisfacer las nuevas demandas de los usuarios.

Virtualización de escritorios

Con la virtualización de escritorios, los componentes de estos, con su sistema operativo, sus aplicaciones y sus datos de usuario, se virtualizan y centralizan en el centro de datos. Este modelo ayuda a los equipos de TI a simplificar la gestión, aumentar el control de los activos de escritorios y mejorar los niveles de servicio. Los escritorios virtualizados se ejecutan en el centro de datos. Los usuarios pueden acceder a ellos desde diversos dispositivos y ubicaciones, con objeto de maximizar la movilidad del lugar de trabajo y la flexibilidad de los usuarios, disfrutando en todo momento de una experiencia uniforme.

Gestión centralizada de imágenes

Con la gestión centralizada de imágenes, los equipos de TI pueden gestionar de manear centralizada las imágenes de los escritorios Windows, a fin de contribuir a simplificar tareas como la aplicación de actualizaciones y parches a los sistemas operativos y las aplicaciones. Las imágenes de los escritorios se envían a dispositivos físicos de punto de acceso y a máquinas virtuales no gestionadas, donde se ejecutan para garantizar que los usuarios reciban la mejor experiencia posible aprovechando los recursos informáticos locales. Una vez llega al dispositivo de punto de acceso local, la imagen del escritorio está siempre sincronizada con la imagen de escritorio centralizada. De esta forma se facilitan las tareas de copia de seguridad y recuperación, además de reducirse los efectos de los errores de los dispositivos y el tiempo de inactividad de los usuarios.

Estudie cómo empezar a utilizar hoy mismo la virtualización de escritorios

VMware presenta estas soluciones validadas para que pueda empezar hoy mismo con menos gastos.

Más información