VMware vSphere® with Operations Management™ proporciona cuatro tipos de servicios de virtualización de redes a las máquinas virtuales y los hosts de VMware vSphere®. La plataforma enlaza las máquinas virtuales entre sí mediante un solo host, las conecta a la red física y también une a esta última los servicios de VMkernel (tales como NFS, iSCSI y VMware vSphere® vMotion®). Por último, proporciona la conexión en red para la interfaz de gestión, que ejecuta los servicios de gestión para los hosts de vSphere.

La plataforma vSphere posee dos componentes esenciales lógicos para la red: los adaptadores Ethernet y los conmutadores virtuales.

Información sobre redes virtuales

Adaptadores Ethernet virtuales

Configure las máquinas virtuales con uno o más adaptadores Ethernet, que el hardware de las máquinas virtuales presenta al sistema operativo guest. El sistema operativo guest considera los adaptadores virtuales como tarjetas de interfaz de red estándar y utiliza controladores estándar. También hay varios adaptadores Ethernet virtuales específicos disponibles para proporcionar un rendimiento optimizado en un entorno de máquinas virtuales; los controladores correspondientes del sistema operativo se proporcionan como parte de VMtools.

Conmutadores virtuales

Los conmutadores virtuales permiten que las máquinas virtuales del mismo host de vSphere se comuniquen entre sí mediante los mismos protocolos que los conmutadores físicos. El conmutador virtual emula un conmutador de red Ethernet físico tradicional porque reenvía marcos en la capa de enlace de datos. Un host de vSphere puede poseer varios conmutadores virtuales, cada uno de ellos con más de 1000 puertos virtuales internos para las máquinas virtuales.

La plataforma vSphere admite vSphere Standard Switch (una configuración de conmutador virtual en el nivel de host) y VMware vSphere® Distributed Switch™ (un conmutador virtual único que abarca varios hosts asociados).

Funciones

Network I/O Control (NIOC)

VMware vSphere® Network I/O Control permite configurar reglas y políticas para cada máquina virtual, a fin de asegurarse de que las aplicaciones esenciales para el negocio obtengan un acceso prioritario a la red. Network I/O Control supervisa continuamente la red y, cuando detecta congestión, asigna dinámicamente los recursos disponibles a las aplicaciones más importantes, con lo que mejora y protege sus niveles de servicio.

Distributed Switch

vSphere Distributed Switch (VDS) simplifica la conexión en red de máquinas virtuales, porque le permite configurar la conmutación de acceso de las máquinas virtuales para todo el centro de datos desde una interfaz centralizada. De este modo, se facilitan el aprovisionamiento, la administración y la supervisión de las redes virtuales en varios hosts y clústeres. vSphere Distributed Switch proporciona completas prestaciones de supervisión y solución de problemas, además de compatibilidad con las funciones de red avanzadas de vSphere.