Virtualización del entorno informático

Introducido inicialmente por VMware hace doce años, el entorno informático actual definido por software —o virtualizado— libera los recursos de CPU y de memoria del hardware físico subyacente. La virtualización de servidores es una tecnología utilizada ahora ampliamente y constituye la base del centro de datos definido por software, que extiende los mismos principios a todos los servicios de infraestructura.

En un entorno virtualizado, cada aplicación y su sistema operativo están encapsulados en un contenedor separado y totalmente aislado —denominado máquina virtual—, desvinculado del host físico por el software de hipervisor. Es posible ejecutar varias máquinas virtuales simultáneamente en cada ordenador, lo que mejora notablemente la disponibilidad, el rendimiento y la utilización de los recursos.

Más eficacia y costes más bajos

La virtualización le permite reducir el número de servidores y adoptar como estándar máquinas x86 de bajo coste, así como agilizar y simplificar considerablemente la implementación y gestión de servicios y aplicaciones; todo esto conduce a una importante reducción de los gastos operativos y de capital.

VMware vSphere® es la aplicación estándar del sector para la virtualización servidores y la utilizan más de 350 000 clientes de todo el mundo, entre los que se encuentran tanto empresas de la lista Fortune 500 como pequeñas empresas que están empezando. Probada en entornos de producción para las aplicaciones más exigentes, vSphere constituye la base de VMware vCloud® Suite, la plataforma de centro de datos definido por software de VMware.

Entre las numerosas ventajas de vSphere se incluyen las siguientes:

  • Un hipervisor que se instala directamente en el hardware y ocupa poco espacio en disco (para una mayor seguridad y unos costes menores de mantenimiento)
  • Independencia del sistema operativo y controladores más seguros
  • Migración de máquinas virtuales en caliente, lo que elimina el tiempo de inactividad de las aplicaciones debido al mantenimiento planificado de los servidores
  • Funciones de alta disponibilidad sólidas, integradas y fáciles de implementar para todas las aplicaciones
  • Equilibrio de carga automático entre hosts para adecuar la asignación de recursos a las prioridades de la empresa
  • Gestión avanzada de la memoria, con la posibilidad de eliminar duplicados o comprimir páginas
  • Alta escalabilidad de E/S para evitar los cuellos de botella
  • Gestión innovadora del almacenamiento gracias a un sistema de archivos de clúster integrado
  • Virtualización de discos de estado sólido y caché de lectura Flash para lograr un rendimiento entre 5 y 10 veces superior
  • Virtualización e implementación elástica de cargas de trabajo de macrodatos, incluido Hadoop
  • Compatibilidad con todas las pilas de aplicaciones empaquetadas y personalizadas
  • Integración con las infraestructuras existentes, posibilidad de personalizar los flujo de trabajo y creación de cualquier tipo de servicio (XaaS)
Productos de virtualización del entorno informático